Registrat al Diari de Badalona

El comercio local abre sus puertas a medio gas

Redacció - 14/05/2020

 
Aún en fase 0, los pequeños comercios adrianenses han decidido abrir sus puertas adaptándose a las restricciones impuestas por las autoridades sanitarias. Poco a poco, la población está volviendo a la normalidad, algo mucho más notable desde que ya está permitido salir a hacer deporte individualmente o desde que niños, adultos y ancianos pueden disfrutar durante algunas horas de las calles de la ciudad. 
 
Locales de menos de 400m cuadrados han tenido la oportunidad de reabrir y es por ello que tiendas de calles comerciales como es la Avenida Cataluña se encuentran estos días ofreciendo sus productos. Algunos/as trabajadores/as de estas mismas tiendas han hablado con este Diario y han explicado las medidas de seguridad e higiene que siguen: "Una hora antes de abrir vengo a la tienda y desinfecto mostradores, perchas, cualquier objeto con la que la gente pueda entrar en contacto. Al fin y al cabo, yo tengo que pagar el alquiler de la tienda y necesito unos ingresos mínimos", comenta la propietaria de una tienda de ropa de la mencionada calle. 
 
Los centros de estética y peluquerías fueron los primeros negocios en abrir en esta fase 0 de desconfinamiento. "Antes para un/a cliente reservaba 1 hora y ahora reservo 2 porque desinfectar todo el material y hacer que la persona también se desinfecte lleva un tiempo extra", comenta la propietaria de un centro de estética de Sant Adrià que, actualmente, también cobra una pequeña tarifa adicional por el uso de guantes y mascarilla que proporcionan en el mismo.
 
Proceso de adaptación
 
El comercio local y minoritario depende mucho de la llamada compra de impulso, aquella que surge de manera espontánea y es por eso que el proceso de adaptación está siendo largo y costoso, ya que vecinos y vecinas cque son compradores habituales de las tiendas de barrio no están acostumbrados/as a reservar cita para, por ejemplo, mirar o probarse algunas piezas de ropa.
 
Por otro lado, esto supone una gran oportunidad para impulsar la compra de proximidad por parte de la ciudadanía y también una nueva oportunidad de los comercios para adaptarse a nuevas técnicas de promoción o campañas.

Afegeix el teu comentari